Internet móvil: un ‘ecosistema’ cada vez más rentable

Home / Noticias / Internet móvil: un ‘ecosistema’ cada vez más rentable

Internet móvil: un ‘ecosistema’ cada vez más rentable

By
In Noticias

Un año más, el Mobile World Congress que cerró sus puertas el pasado jueves ha batido sus propios récords de asistencia y participación -más de 93.000 personas y 2.100 empresas-. Mucho ha cambiado el sector desde que Barcelona se convirtiera en 2007 en ciudad sede. Y en la misma medida ha variado la tipología de sus participantes, con una creciente presencia de empresas de apps para móviles, servicios en la nube, tecnologías verdes, sistemas de pago y los llamados wearables -especialmente gafas o relojes-, que conviven con los stands clásicos de la industria y de las operadoras.

El uso de internet fue ya un gesto cotidiano en el año 2014 para tres cuartas partes de los españoles de entre 16 y 74 años -26,25 millones de personas en cifras absolutas-, un 5,6% más que en 2013, según el estudio La Sociedad de la Información en España. Pero el informe que elabora anualmente la Fundación Telefónica a partir de estadísticas oficiales recoge un dato aún más llamativo: el 80% de los internautas españoles se conectó mediante un dispositivo móvil.

Y las proyecciones siguen al alza en todo el mundo, no sólo en España aunque también -el mayor crecimiento de acceso a internet desde el móvil lo lidera la franja de usuarios de entre 55 y 64 años, que pasó el 41,5% de la población conectada en 2013 al 50,1% en 2014-. De acuerdo con las estimaciones de GSMA, organizadora del Mobile de Barcelona, en el año 2020 alrededor de tres quintas partes de la población mundial se conectará a internet a través del móvil, y habrá más de mil millones de nuevos usuarios. Un crecimiento ralentizado en mercados maduros y saturados como Europa y Norteamérica, que aportarán menos del 1% de los nuevos internautas. En el otro extremo del espectro se situará África Subsahariana, una de las regiones del mundo con menor penetración de internet y que registrará aumentos del 12% en nuevos usuarios.

De hecho, en una sociedad que ya ha asumido que serán los smartphones, y no los ordenadores, los portátiles o las tablets, los dispositivos capaces de conectar masivamente a la población, la gran apuesta inversora de los operadores se concentra en el despliegue de redes 4G.

La construcción de estas nuevas infraestructuras desemboca en uno de los debates que enfrenta a operadoras y a empresas de contenidos y de los llamados servicios OTT -Over the Top content, por sus siglas en inglés-: quién pagará el internet del futuro. La cuestión fue discutida estos días en Barcelona al más alto nivel aunque sin acuerdo por presidentes de operadoras como César Alierta de Telefónica, o Vittorio Colao de Vodafone; y por el fundador de Facebook, Mark Zuckerberg, o por Sundar Pichai, vicepresidente senior de Google y encargado de Google Apps, Android y Chrome.

Presión para las operadoras

«Las operadoras tendrán competidores también a nivel de infraestructuras. Porque las grandes empresas de internet buscarán ser independientes, por ejemplo con operadores virtuales como el que acaba de anunciar Google», defiende Sergio Álvarez Leiva, vicepresidente de producto y fundador de CartoDB. Esta prometedora startup española de visualización de datos espaciales acaba de convertirse en la única plataforma del mundo con acceso a la base de datos de Twitter, para la que desarrolla los mapas que ilustran la evolución de las discusiones en la red social.

Según Álvarez Leiva, «el debate no acercará a las partes a una posible convergencia, sino que obligará a las operadoras a reorientar su modelo de negocio». Algo de ello sabe esta compañía que nació en 2008 de la mano de Vizzuality, una consultora especializada en interfaces, y que desde 2012 está radicada en Nueva York, desde donde trabaja para clientes como BBVA, el diario económico The Wall Street Journal, la NASA, el Departamento de Energía del Gobierno de EEUU o agencias de la ONU. «Somos a los mapas lo que el Excel en las hojas de cálculo», explica Álvarez Leiva.

La opinión del creador de CartoDB está en la línea de lo que vaticina el informe Telco Trends for 2015+ que realiza Strategy;, consultora estratégica de PwC, para quien la fuerte competencia, el aumento de la convergencia y de nuevos servicios complementarios y/o paralelos de mensajería o voz han introducido una fuerte presión sobre las operadoras y las obliga a simplificarse. «Se necesita una reinvención del negocio principal ante el reto del tráfico de datos», afirma el estudio.

Potencialidad económica

Pero más allá de las pugnas de poder entre las operadoras telefónicas y las empresas de contenidos, lo que ninguna de las partes puede obviar es la potencialidad económica de la que hace gala internet en los dispositivos móviles. Y en ello incide el último informe que ha elaborado The Boston Consulting Group para Google:El crecimiento de la economía global de internet móvil. El estudio muestra que, sólo en 2013, este modelo digital generó 92.000 millones de euros en las cinco principales economías europeas -Reino Unido, Alemania, Francia, España e Italia- y contribuyó a su mercado laboral con 500.000 empleos. Todo este negocio, en el que no incluyen las llamadas o los mensajes de texto, nace en las infraestructuras de red y en los proveedores de telefonía, crece en la producción, distribución y ventas de dispositivos, y tiene su cara más visible -a la par que vistosa- en los contenidos y servicios que ofrece la web y las aplicaciones. Componen el llamado ecosistema del internet móvil.

En 2013, este mundo dejó en España 12.000 millones de euros. Una cantidad que, según se atreve a aventurar Dominic Field, director general de The Boston Consulting Group (BCG), crecerá a un ritmo anual del 21% para acabar duplicándose en 2017 y alcanzar los 26.000 millones de euros. En el actual mercado nacional, las aplicaciones, los contenidos y demás servicios que se ofrecen en internet como el comercio on-line, representan un 20% del negocio. La principal fuente proviene del entorno comercial de los dispositivos móviles -casi un 50%- y una tercera parte de los proveedores de internet y las infraestructuras de red.

Field asegura que este modelo no tardará en cambiar y que serán las apps las que provocarán el alud de ingresos en los próximos tres años. Para ello, señala el ejemplo de Reino Unido, donde más de la mitad del negocio lo producen las aplicaciones y los contenidos, siendo un ínfimo 19% los ingresos que aportan las operadoras. La previsión tiene sus luces y sus sombras.

Comencemos con algunas sombras. Si la expansión de internet móvil ha sido tan potente hasta el momento fue porque se trataba de un servicio que acababa de irrumpir. Pero, perdido ya el gancho de la novedad, emerge la incógnita de cómo se va a generar este beneficio en tres años con tantos obstáculos en su camino. Pues, pese a la alta penetración de internet en nuestro país, la cuarta parte de los españoles entre 16 y 74 años nunca ha usado internet; existen zonas rurales a las que todavía no llega la cobertura de Red necesaria y, la pregunta que más recorre la mente de los escépticos: ¿cómo van a ser las apps la base del negocio si nueve de cada diez son de descarga gratuita?

Por otro lado están las luces, que invitan a creer que las previsiones se están cumpliendo. En nuestra sociedad, casi todos los jóvenes de entre 16 y 24 años acceden a internet móvil a diario, lo que evidencia el increíble potencial del ecosistema. Por otra parte, España es el territorio europeo donde los smartphones se han extendido con mayor facilidad: está habitado por 23 millones de usuarios activos deapps y se descargan 3,8 millones cada día. Unos adictos que tienen en sus dispositivos una media de 36 aplicaciones instaladas. Y aunque es cierto que la mayoría de ellas son gratuitas, la cantidad de ingresos de publicidad que las acompañan suple con creces ese déficit. Desde que se creó la primera aplicación, en el año 2008, se han producido más de 200.000 millones de descargas. En 2013, los ingresos por apps alcanzaron los 24.000 euros millones de euros en los 13 países que ha analizado BCG.

Cambio de hábitos

La clave del éxito de las aplicaciones será -es- que están cambiando los hábitos cotidianos de las personas. Ya no hace falta tener una videoconsola para pasar el tiempo -véase el célebre Candy Crush-, ya no se liga en los bares ni en los chats -apps como Happn te permite saber si alguien con quien te has cruzado en la calle quiere iniciar una relación-, y cada vez hay más aplicaciones que forman parte del ámbito laboral. Es un hecho, las apps acabarán sustituyendo un servicio no digital.

Y esto no es algo futurista, sino una realidad. En áreas como la salud existen aplicaciones que permiten el tratamiento del paciente a distancia, otras que ayudan a mejorar diagnósticos y algunas que ponen en mano del enfermo el poder controlar la evolución de su dolencia. Sin olvidar lo que más importa a los gobiernos: podrían reducir en millones los gastos de los sistemas sanitarios europeos.

Mientras todo esto está ocurriendo, cada vez que ojeamos nuestro móvil -unas 160 veces al día- los desarrolladores continúan buscando formas con las que conectar cada vez más la vida normal con la vida digital. Si es que todavía se diferencia. Sin ir más lejos, Apple -cuyo negocio vale más de la mitad del PIB español- lanza mañana su reloj inteligente. Si en 2007, el iPhone revolucionó el mundo de los dispositivos móviles, ahora se espera que el Applewatch siga escribiendo la historia de la ciencia móvil.

Sus características y sus usos evidenciarán un camino que ya se empezó a recorrer hace tiempo: el llamado Internet de las Cosas, una tecnología que busca hacer más sencilla la vida de sus usuarios. Si un objeto puede representarse digitalmente, puede ser controlado por remoto. En definitiva, los humanos cada vez más conectados a las máquinas.

Fuente: elmundo.es

Recommended Posts
Contacta con Nosotros

No estamos disponibles en este momento. Pero puede mandarnos un email y nos pondremos en contacto con Usted lo antes posible.

Not readable? Change text. captcha txt

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies